SPONSORIZADOS

02 de Octubre de 2017

Cipolletti venció a Roca

y se quedó con el clásico disputado en la Visera.

Parecía que el clásico ya no podía ofrecer nada más. Cipolletti y Deportivo Roca igualaban 1-1, el partido se moría y el reparto de puntos era cosa juzgada. Pero los jugadores albinegros tenían guardado un perfecto plan final. La última alegría de la noche pasada por agua en la Visera sería gentileza de la casa.

El reloj marcaba el primer minuto de tiempo adicionado cuando Eduardo Vilce encontró a Germán Weiner por la derecha, Jonathan Valenzuela interceptó a medias el envío y no pudo impedir que el delantero enviara el centro para la cabeza de Gustavo Del Prete, quien había ingresado 6’ antes al campo para tratar de dar vuelta la historia.

El Tuti le dio la razón al Ruso Homann y le permitió a Cipolletti quedarse una victoria que a esa altura del juego ya había casi resignado. El 2-1 final significó el primer triunfo de Cipo en tres fechas por lo que ahora suma 4 unidades. El Depo quedó con 3.

Minutos antes del comienzo del partido, surgió la novedad de que Mauro Laspada, DT del Naranja, optaba por Luciano Roberti para marcar el lateral derecho en lugar de Juan Cifuentes, quien estaba para reaparecer luego de cumplir la fecha de suspensión.

La decisión del técnico revelaba un planteo defensivo más férreo, fundamentalmente para controlar a Jorge Piñero Da Silva y a Germán Weiner. Una vez que Roca maniató a los de arriba, comenzó a mandar en el medio gracias al buen trabajo de José Lincopán y Brian Toro, reemplazante de Gastón Portiño.

Si bien le faltó profundidad, el Depo dominó a su rival y tuvo la más clara de los primeros minutos. A los 19, Kevin Guajardo le dio desde afuera de cara al arco, pero Matías Alasia se arrojó bien sobre su izquierda y contuvo el remate que llevaba destino de gol.

Sin embargo, a los 29’ Cipolletti respondió cuando Sosa rompió la línea media, tocó para Weiser, quien hizo la pausa y le devolvió el balón a Matías pero su cabezazo fue a las manos de Maxi Paniccia. Mientras, la lluvia no daba tregua en la Visera, un rival en común que tuvieron los equipos a lo largo de la noche.

El Albinegro mejoró en el rendimiento en los diez minutos finales, aunque nada hacía suponer que se iría al descanso en ventaja. En el último minuto de la etapa inicial, Paniccia salió con dudas a buscar un envío de Eduardo Vilce, chocó con Piñero y le metió un puñetazo defectuoso al balón. El regalo lo aprovechó Fabio Giménez quien remató al gol. Cipolletti se quedaba con una ventaja parcial, no por mérito propio sino por error de su rival.

De todas maneras, el Depo no tuvo que esperar demasiado para alcanzar la igualdad. A los 8’, Lincopán aprovechó una jugada sucia en el área local y con un toque suave venció a Matías Alasia.

Con las cosas iguales otra vez, el Albinegro quiso llevarse por delante a su rival y a punto estuvo de concretar su mejor jugada colectiva cuando triangularon Sosa y Giménez. De todas manera, Piñero no alcanzó a conectar el buen centro del volante.

Lo que vino después fue previsible. Cipo, carente de ideas, fue en busca de una victoria que le imponía la localía, mientras que el Depo fue prolijo en la marca y apostó a alguna contra o a un error del rival. Por esta vía, Roca casi lo logra cuando Maxi Prioreschi recogió un despeje defectuoso desde un córner que él mismo ejecutó, volvió a meter la pelota al área y Federico Rodríguez, solo en el área, cabeceó débil a las manos de Alasia.

Ya no quedaba tiempo para más y a pesar de las presunciones, faltaba algo en este derby no tan bien jugado pero apasionante. Del Prete certificó una vez que en el fútbol nada esta dicho de antemano.

Fuente: https://goo.gl/eujwYJ

ENVIAR COMENTARIO